dnd (disgresiones neuróticas dominicales).

El hacedor de espejos ha desaparecido. Nadie lo volvió a ver y no saben donde está. Desconocen que fue absorbido hacia un universo paralelo lleno de ventanas hacia éste mundo y pide ayuda desde el otro lado a quienes se asoman en los múltiples espejos de incontables habitaciones, que no pueden verlo entregados a su propia vanidad.

***

A mitad de la partida, el ajedrecista se da cuenta de que ese es el día en que finalmente vencerá al único rival al que hasta ahora no pudo derrotar. Horrorizado ante la perspectiva de no poder soñar más con ese momento, se levanta de la mesa y se aleja sin decir una palabra.

***

Pedro cree que su mayor defecto es ser aburrido. Tan preocupado está que no puede evitar conversar sobre ello con todos sus allegados, que se aburren de Pedro cada vez que éste se queja sobre su forma de ser.

***

La anciana ex prostituta camina por la vereda de un barrio residencial mientras los chicos que viven en él se burlan de ella. Los padres, que se iniciaron con la anciana ex prostituta cuando no era anciana ni era ex, no la defienden ni reprenden a sus hijos porque les da miedo que alguien pueda sospechar, ahora que son hombres maduros y exitosos, que alguna vez estuvieron relacionados con esa mujer.

***

La sombra del chico que remonta un barrilete en la plaza está a punto de abandonarlo siguiendo el cordel que se eleva hacia las nubes, convencida de que así encontrará la libertad. No sospecha que en el instante en que se separe, se desvanecerá, porque ella sólo ES para cumplir la misión de acompañar al niño. Cuando entienda que la condición para existir era esa prisión, será demasiado tarde.

***

En un parque hay un árbol añejo con un nombre escrito sobre el tronco. Quien lo talló se alejó del lugar hace décadas seguro de que dejaba allí un testimonio de su paso por el mundo. Nunca nadie se fijó en el nombre, y esta noche el árbol se prenderá fuego cuando lo alcance el relámpago de una tormenta de verano.

Anuncios

, ,

  1. #1 por >O< el abril 25, 2010 - 21:13

    Que terrible!!!
    Hay padres que pagan para que sus hijos siempre tengan sombra, y hay hijos que remontan barriletes para que sus padres olviden que una vez fueron hombres de una prostituta.
    Pero también pienso que hay prostitutas que tallan árboles con letras amor y después se miran en espejos que las hacen desaparecer, para ver si en otra vida, acaso, el amor puede ser algo diferente al trabajo.
    Y tan aburrida la vida de Pedro como las piezas del ajedrez que siempre se mueven igual.
    Yo morí una vez a manos de un alfil, y fue triste, porque toda mi vida había creído que si algo podía matarte era la Reina.
    Ahora, soy peón de un fabricante de espejos.

    • #2 por g. el abril 25, 2010 - 21:41

      y hay prostitutas con amor por el trabajo, y fabricantes de espejos vanidosos que se pierden en sus propias creaciones. también hay padres que desprecian a sus sombras y a sus hijos.
      hay de todo, vos por las dudas cuidate de la reina, del peón y sobre todo del fabricante de espejos. no vaya a ser que termine siendo un alfil.

  2. #3 por El Gaucho Santillàn el abril 26, 2010 - 9:23

    Pero, gracias a Dios, no todo el mundo es igual.

    Yo aùn recuerdo a la “Mujer de la noche”, con la que debutè, a los 14 años.

    Y le guardo afecto, a ese recuerdo.

    (Tenìa màs bigotes que yo!)

    Buenas reflexiones.

    Un abrazo.

    • #4 por g. el abril 26, 2010 - 9:50

      y la defenderias si lo necesitara. es que vos sos buena gente, gaucho.
      salut!

  3. #5 por annefatosme el abril 26, 2010 - 11:33

    Veo muy bien a la Alicia de Lewis Caroll, deambulando por tu texto, saltando de unos espejos a un tablero de ajedrez, de la cabeza de la prostituta hasta la sombra del chico para desaparecer en el tronco del árbol antes de que le alcance el rayo y desaparezca el nombre allí grabado.
    Un saludo,

    • #6 por g. el abril 26, 2010 - 11:39

      jejeje… me gusto eso, no lo habia pensado. buena interpretacion!
      salut,

  4. #7 por fanou el abril 26, 2010 - 11:34

    Brebes chispas de génio!!
    Me recuerdan a algo, pero no acabo de cogerlo, lo tengo detrás de la frente pero todo el rato revolotea y me esquiva. Voy a ver si lo mareo hasta que lo atrapo y te lo digo.
    Saludos!

    • #8 por g. el abril 26, 2010 - 11:41

      dale, si te acordas decime. si te ayuda, a mi me recordo un poco a ironic de alanis morisette mientras lo armaba.
      salut,

  5. #9 por chrieseli el abril 26, 2010 - 11:46

    Me quedo entre tus personajes, rumiando sus desventuras. Trato de pasar por el espejo a ver si los veo a todos tal vez más felices.
    Un saludo

    • #10 por g. el abril 26, 2010 - 11:48

      quedate nomas. pero ojo con no poder volver desde el espejo. y ojo con perder tu sombra!
      salut,

  6. #11 por pipermenta el abril 26, 2010 - 12:57

    Personajes, vidas, deseos indeseables, fuente inagotable de historias que piden a gritos, querer ser contadas.
    Primera vez que paso y creo que seguiré visitándote.
    Un saludo

    • #12 por g. el abril 26, 2010 - 13:09

      un gusto entonces, y nos estaremos viendo, creo que yo tambien voy a seguir visitandote.
      salut,

  7. #13 por pipermenta el abril 26, 2010 - 13:35

    Te invito encarecidamente (ya que hablas de espejos) a pasarte por mi blog y que leas el cuento:”Hambre” Solo para que compruebes lo familiarizada que estoy con los espejos.
    Un saludo.

  8. #14 por Concha Huerta el abril 27, 2010 - 10:37

    Si que tuviste un domingo aciago. Pobre. La verdad es que los pensamientos no tienen desperdicio. me quedo con el nombre que nadie ha leido en un arbol incendiado por un arbol. Podrias escribir un relato con cada uno de estos pensamientos.
    un saludo

  9. #15 por micromios el abril 27, 2010 - 15:49

    Buenas disgragaciones. Comunes a muchos de los que pasamos por aquí son los temas, aunque las mias no suelen ser dominicales sino sabatinas
    Salut

  10. #16 por g. el abril 27, 2010 - 17:35

    pipermenta: ya he comentado en hambre, los espejos son todo un tema, ahi te deje un motivo (al menos para mi)

    concha: no tan aciago, pero debo confesar que estoy tratando de descular un relato largo que no salio y la desazon me llevo a publicar estas disgresiones

    carme: yo los sabados no disgresiono, en general, trato de juntar fuerzas para disgresionar el domingo, que después viene el lunes y a veces no da tiempo en la semana para andar disgresionando.

  11. #17 por Viviana el abril 28, 2010 - 15:08

    …y tanto hablar de hambre, fuí y lo leí. Y leyendo los comentarios recordé que hay un cuento, creo que de Lovecraft, que se llama “El color que cayó del cielo”, y describe un color que no existe.
    La fantasía autocumplida de Pedro, fué la disgresión que más me gustó. Aunque lo que le pasa al ajedrecista es tan propio de mí, que no sé si reirme o llorar.

    • #18 por g. el abril 28, 2010 - 16:06

      yo creo q me podria pasar lo de pedro, no lo del ajedrecista, no me gusta perder a los juegos.
      salut,

A %d blogueros les gusta esto: